Ya sabéis que en 365mm desarrollamos recetas para blogs, publicaciones y otros medios. Es por eso que hoy queremos compartir con vosotros esta receta de nuestra propia coca de San Juan, un postre muy especial para disfrutar ahora que empieza el verano. Se trata de un cilindro de brioche acompañado de unos dados de gelatina de yogur, que aportan un toque ácido y refrescante, y cerezas, una fruta de plena temporada. Y si os gusta, sois libres de compartirla en vuestro blog o medio, ya que la hemos registrado bajo la licencia de Creative Commons Reconocimiento – Sin obra derivada. Aquí podéis consultar los detalles de esta licencia.

La coca de San Juan de 365mm

Cilindro de brioche
200g de harina de fuerza
40g de azúcar
5g de sal
16g de levadura fresca
50g leche
50g de huevo
30g de mantequilla
Harina
Huevo batido
Mantequilla

En un bol mezclar la harina, el azúcar, la sal, y la levadura fresca desmenuzada. Añadir el huevo previamente batido y 3/4 partes de la leche. Empezar a mezclar y añadir el resto de la leche si es necesario (cada tipo de harina absorberá una cantidad de líquido distinta). Una vez la masa sea homogénea, añadir la mantequilla a temperatura ambiente e incorporarla a la masa. Pasar la masa a la mesa y amasar durante unos 8 minutos hasta que la masa sea lisa. Hacer un bola con ella, taparla con plástico film y dejarla que repose 30 minutos en nevera para que pierda fuerza.
Una vez reposada, porcionar la masa en trozos de 50g y hacer con ellos una bola, intentando que todas las costuras queden en la parte inferior.
Untar con mantequilla círculos de acero de 6cm de diámetro y de unos 4-5cm de alto y espolvorear con un poco de harina para evitar que el brioche se enganche.
Sobre una bandeja de horno con papel sulfurizado, poner los moldes y disponer una bola de brioche dentro de cada uno. Tapar la bandeja con plástico film y dejar fermentar unas dos horas a temperatura ambiente. Tiene que llegar casi a doblar el volumen. Una vez esté fermentado, con un pincel pintar la parte superior con un poco de huevo batido.
Cocer en el horno precalentado a 210ºC unos 8-10 minutos o hasta que la parte superior esté dorada. Dejar enfriar y desmoldar.

Gelatina de yogur
250g yogur
5g hojas de gelatina

Hidratar las hojas de gelatina con agua fría durante 5 minutos Con papel absorbente, retirar el exceso de agua. En un cazo, poner 100g de yogur y calentarlo a unos 50ºC. Añadir la gelatina con el resto de yogur frío y poner en un recipiente cuadrado previamente forrado con plástico film. Ha de cubrir una superficie de 1 cm aproximadamente.
Dejar cuajar unas horas en la nevera y cortar en dados de 1cm.

Montaje
1 cilindro de brioche
3 dados de gelatina de yogur
2 cerezas
Piñones tostados

Con un cuchillo, cortar la tapa del brioche. Cortar el cilindro a cuartos y poner los trozos en un plato blanco en disposición algo aleatoria. Entre el brioche, colocar la gelatina de yogur y las cerezas partidas por la mitad sin hueso. Por último, repartir unos cuantos piñones y unas hojas de menta.
Podéis acabar de decorar el plato con una reducción de zumo de cereza hecha con cereza triturada, colada y cocida a fuego lento hasta que tenga textura de sirope.